Google+ Badge

Google+ Followers

Se você procura um serviço de tradução português-espanhol profissional e de máxima qualidade, podemos ajudar-lhe...

terça-feira, 15 de setembro de 2015

TALLER DEL IDIOMA

Taller del idioma, falso vocativo

por Abel Mendez

FALSO VOCATIVO. La semana pasada tuve la mala suerte de calificar la frase «¡A todos, muchas gracias!» como una de vocativo, y hasta felicité al autor por la resurrección de la coma del vocativo, pero no lo es, fue una pifia de mala visión que el señor Enrique A. Zúñiga me envió con mi amigo Jorge A. Cardona.

PASEO POR LAS AULAS.
Esta cita tiene parecido con una de la semana pasada, por tanto repito lo pertinente:
1. La inflexión «dé» del verbo «dar» lleva tilde diacrítica.
2. La palabra «click» es una palabra inglesa que en español se escribe «clic». El español no tiene sonido para el conjunto «ck». Del sustantivo «clic» se pueden formar dos verbos: «clicar» y «cliquear» por lo que además de «… dé clic aquí», puede usarse: «… clique aquí» o «cliquee aquí».
Pero resulta que esta cita empieza en segunda persona y por tanto el verbo dar debe concordar con «da» que no lleva tilde.

MANIZALEÑO. «Pablo Felipe Robledo, el manizalita que ama a Pereira». El Diario del Otún.
El gentilicio de los nacidos en Manizales es «manizaleño» los gentilicios terminados en «-ita» no existen en nuestro país, aunque algunos manizaleños, yarumaleños y bellences se hacen llamar «manizalitas», «yarumalitas» y «bellanitas» respectivamente y hasta los sanjeronimeños, nacidos en San Jerónimo, Antioquia, intentaron inventar dizque el «jeronimita», pero les salí al camino y lo olvidaron.

COMILLAS. «“El ‘Niño’ se extenderá hasta marzo de 2016”». La Tarde.
«Estudios recientes evidencian que el fenómeno de ‘El Niño’, que se presenta...».La Tarde.
En la primera cita, el título está entre comillas dobles lo cual da a entender que se trata de unas palabras textuales de algún funcionario, pero hay que expresarlo mediante el nombre del funcionario o de la entidad que representa y no dejar que el lector lo tenga que adivinar.

En la primera cita la palabra «Niño» está entre comillas simples debido a que se agotaron las comillas dobles, pero en la segunda cita está entre comillas sencillas sin tener precedente de dobles. A pesar de eso hay que tener en cuenta que un fenómeno meteorológico no es una obra de creación ni una publicación periódica y su nombre. El Niño, en este caso, no lleva comillas ni dobles ni sencillas.

EL ORDINAL. «... hasta este quinceavo año del siglo XXI...» Crónica del Quindío.
La palabra «quinceavo» es un partitivo, no un ordinal. Indica que la unidad se ha dividido en quince partes y sólo se toma un de esas partes. En cambio la palabra «decimoquinto», ignorada por la autora, indica que el elemento que considera, este año ocupa el puesto número quince en su especie, esa era la palabra que debió usar: «... este decimoquinto año…».
taller95@yahoo.es

FUNDACIÓN DEL ESPAÑOL URGENTE

Agencia EFEFundéu - BBVA
FUNDACIÓN DEL ESPAÑOL URGENTE

iniquidad 


no es lo mismo que 


inequidad

Recomendación urgente del día
La palabra iniquidad alude a un acto perverso y no es lo mismo que inequidad, que equivale a desigualdad.
En los medios de comunicación se confunden ocasionalmente estos dos vocablos, como en los siguientes ejemplos: «Mencionó como un aspecto negativo la iniquidad entre el crecimiento de la productividad y de los salarios» o «Siguen persistiendo elementos claros de iniquidad en las relaciones entre hombres y mujeres».
Según el Diccionario académico, iniquidad significa ‘maldad, injusticia grande’, que podría ser un crimen, una violación de los derechos humanos o cualquier otro hecho vil, como en «La destrucción del bosque para construir un centro turístico fue una iniquidad»; en cambio, inequidad es la ‘desigualdad o la falta de equidad’, como en «Ese trabajo contribuirá a eliminar la inequidad entre hombres y mujeres».
Estos dos valores pueden superponerse en algunos casos, si se considera que la desigualdad es una gran injusticia, pero el uso de una voz u otra remite a facetas distintas de una misma situación: la inequidad se refiere a la desigualdad en sí, y la iniquidad a una valoración ética de esta.
El adjetivo inicuo corresponde a ambos sustantivos, de modo que se puede hablar de un acto inicuo para referirse a una injusticia o una perversidad y de unas exigencias inicuas para aquellas que son contrarias a la equidad o a la ética.
Se procura um serviço de máxima qualidade e profissionalidade, podemos ajudar-lhe