Google+ Badge

Google+ Followers

Se você procura um serviço de tradução português-espanhol profissional e de máxima qualidade, podemos ajudar-lhe...

quarta-feira, 21 de janeiro de 2015

EL ORIGEN DE LOS INSULTOS MÁS POPULARES




«¡Ahí llegan Don Gil y sus pollas 
(hijas en edad de casamiento)!»

Una de las teorías más curiosas sobre el origen del calificativo «gilipollas» versa sobre un alto funcionario de Madrid de finales del siglo XVI

Salvo que usted sea un marciano, y en ese caso será una de las primeras palabras que aprenda, el término «gilipollas» le resultará familiar. No es para menos, dado el amplio abanico que posee para ser utilizado en casi cualquier conversación informal. Atendiendo al Diccionario de la Real Academia Española, esta palabrota es una vulgarización del adjetivo «gilí», cuyo significado describe a una persona tonta o lela y que emana del vocablo caló «jili», en alusión a alguien inocente o cándido.
Pancracio Celdrán, autor de «El gran libro de los insultos», señala en su obra que este insulto es un término no anterior al siglo XIX en la forma y sentido que hoy se utiliza. «El gilipollas, siendo tonto, es algo más que eso, ya que participa de la condición espiritual del bocazas que todo lo airea sin guardar recato. No tiene coeficiente intelectual suficiente para ser malo, pero es tan inoportuno que puede por ello tornarse peligroso».
A diferencia de otros vocablos que con el paso del tiempo se ha distorsionado su significado hasta el punto de convertirse en algo soez, la palabra «gilipollas» no ha trazado un camino tan poco uniforme. «Siempre fue un insulto, aunque no de los más gruesos. El erudito Francisco Rodríguez Marín, en sus Cantos Populares Andaluces utilizó el término escrito hacia 1882. Poco después lo recogería Benito Pérez Galdós en Misericordia, de ambiente suburbial. El vocablo cayó en gracia y no tardaron en aparecer sucedáneos suyos para quitar hierro a las altisonantes sílabas finales. Así nació el gilipuertas», concluye Celdrán.
No son pocas las teorías que establecen el origen de este insulto en un lugar u otro. El blog «Secretos de Madrid» revela una curiosa historia que coloca el foco de su aparición en el Madrid de finales del siglo XVI, época en la que Don Baltasar Gil Imón de la Mota desempeñaba la labor de fiscal del Consejo de Hacienda durante el reinado de Felipe III.
Cuentan los textos de por aquel entonces que Gil Imón acudía a todos los actos y eventos de la alta sociedad madrileña acompañado de sus dos hijas, con el único objetivo de encontrar un par de pretendientes que se prestaran a contraer matrimonio con las susodichas. Una tarea no exenta de dificultad, dadas las pocas cualidades físicas e intelectuales que atesoraban. Así, cada vez que el personaje llegaba a una fiesta junto a sus primogénitas, los chismoteos no paraban de circular entre los corrillos.
Si a lo anterior se le suma que la palabra «pollas» era utilizada para hacer referencia a las mujeres jóvenes, tenemos el perfecto caldo de cultivo del nacimiento de «gilipollas». La expresión «¡Ahí llegan Don Gil y sus pollas!» empezó a correr como la pólvora, provocando un propicio juego de palabras a medio gas entre la burla y el ingenio. De esta forma, cada vez que se quería hacer referencia a una persona atontada o falta de intelecto, se empezó a emplear este insulto en clara alusión a las «pollas» de Gil Imón.

FUNDÉU BBVA

La Fundéu BBVA llega a su primera década con el «orgullo» de ser un referente

 |  
AGENCIA EFE

La Fundación del Español Urgente, Fundéu BBVA, nació en febrero del 2005 como una iniciativa de Efe, el patrocinio del BBVA y el aval de la RAE con el objetivo de promover el buen uso del idioma en los medios de comunicación y, diez años después, puede presumir «con orgullo» de ser un referente necesario.


La Fundéu BBVA recibirá el próximo día 22, en una gala en el Auditorio Nacional, uno de los premios Efe Cultura, que han recaído también en el académico José Manuel Blecua, la pianista Judith Jáuregui y la filántropa Carmen Mateu.
El director de la Fundación, Joaquín Muller, explica sobre la concesión del galardón que cuando una «gran empresa de comunicación como Efe» piensa en una institución cuyo «principal objetivo es prestar un servicio, en este caso a los periodistas», es «una gran alegría y un gran estímulo para seguir trabajando».
«No hay nada mejor que aquellos para los que trabajas valoren y agradezcan lo que haces. Los premios, y más los que como este vienen del mundo del periodismo, son muy bienvenidos por todos los que estamos en la Fundéu», agrega.
La Fundación del Español Urgente, explica su director, está «muy satisfecha» del lugar que ocupa después de diez años de trabajo porque, argumenta, «alcanzar una posición de referencia en un mundo como el de la lengua española no es nada fácil».
«Nuestro sentimiento de servicio, nuestra capacidad de estar 365 días al año resolviendo dudas o emitiendo recomendaciones lingüísticas relacionadas con la actualidad, ha logrado darnos un prestigio y un respeto entre nuestros usuarios», es decir periodistas, particulares, traductores o correctores.
La Fundéu, afirma, es, gracias a esa labor, «un instrumento necesario para todos aquellos que sienten que la corrección lingüística es parte fundamental de su trabajo».
Como máximo responsable de un instrumento que analiza diariamente los medios de comunicación, en su vertiente lingüística, es «consciente» de que la cultura en su conjunto «tiene un papel muy secundario» en la sociedad.
«Sin embargo —precisa—, en nuestro país hay centenares de pequeños colectivos que pelean por hacer cultura, por sacar adelante sus proyectos culturales: exposiciones, microteatros, conciertos, encuentros literarios, cine…».
La cultura, añade Muller, es «fuente de riqueza de un país, pero parece que esa idea es todavía un clamor en el desierto».
Muller recibirá el premio Efe Cultura el día 22 en el Auditorio Nacional, donde Efe clausurará sus actos de conmemoración en Madrid del 75 aniversario de fundación de la agencia con un concierto organizado por la Fundación Excelentia en su ciclo Serie Grandes Clásicos.

AEMET


La Aemet publica el diccionario para entender a los meteorólogos

 |  
S.P./AGENCIAS (TEINTERESA.ES)

· Se ha eliminado la palabra «moderado», un término que hace referencia a chubascos intensos pero que el público suele entender como «poco».
· Los responsables de este manual han destacado que tiene como objetivo establecer un lenguaje «necesario» e igual para todos.


¿Qué diferencia hay entre calima y bruma? ¿Y entre lluvia y chubasco? La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha presentado este lunes sus nuevos proyectos en materia de comunicación entre los que se encuentra un Manual de uso de términos meteorológicosel diccionario perfecto para entender a los meteorólogoscon el objetivo de simplificar el lenguaje de la información del tiempo a los usuarios de los medios de comunicación.
Los responsables de este manual han destacado que tiene como objetivo establecer un lenguaje «necesario» para utilizar en los distintos boletines de predicción elaborados en el Sistema Nacional de Predicción, de modo que las expresiones utilizadas en ellos tengan el mismo significado y sentido, independientemente de la dependencia en donde se prepara y del predictor que la redacte.
[…]
Leer más en teinteresa.es

LA ESQUINA DEL IDIOMA

¿Los huevos se encuban, se encoban o se incuban?

 |  
PIEDAD VILLAVICENCIO BELLOLIO (EL UNIVERSO.COM, ECUADOR)

La respuesta depende del sentido que queramos transmitir. Si tenemos, por ejemplo, unos huevos de gallina y tan solo necesitamos guardarlos en cualquier recipiente, que, aunque inusitado, muy bien podría ser una cuba, tendríamos que decir «hay que encubar los huevos».


Pero si nuestro deseo es tener una granja con una buena cría de pollitos, no vamos a guardar los huevos en una cuba, sino en una incubadora; por supuesto, si no tenemos la gallina para que se encargue de calentarlos, incubarlos, empollarlos o encobarlos.
Estas consideraciones funcionan así en el lenguaje hablado. En el lenguaje escrito debemos ser más cuidadosos, pues si por falta de atención o desconocimiento usamos la consonante uve (v) en lugar de la be (b), el mensaje que vamos a transmitir resultará un verdadero despropósito.
Así es, pues decir que «hay que encovar los huevos» denota que los pobres huevos de gallina van a ir a parar a una cueva o al fondo de un hueco. Es decir, encovar es encuevar: ‘meter en un hueco o en una cueva’.
Por lo tanto, a partir de las intenciones comunicativas que tengamos, los huevos en cuestión se pueden encubar, encobar, incubar y, aunque resulte insólito, también encovar.
[…]
Leer más en eluniverso.com

VOCABULARIO SOLIDARIO

Vocabulario solidario, qué palabras debemos evitar y por qué

 |  
AZUCENA GARCÍA (COMSUMER.ES)



Algunas palabras o conceptos resultan ofensivos para las personas, por lo que conviene conocer qué términos apropiados emplear para referirse a ellas.


Minusválido, mendigo, pobre, ilegal… Estas son palabras pronunciadas de manera habitual por algunas personas. Sin embargo, no son términos adecuados para referirse a quienes padecen una discapacidad, quienes carecen de un hogar o quienes no tienen las condiciones para considerar legal su estancia en un país, entre otras situaciones. En este artículo se repasan las palabras que se utilizan con más frecuencia de manera errónea y se proponen alternativas apropiadas para dirigirse o citar a determinadas personas o circunstancias.
[…]
Leer más en consumer.es

CHASCARRILLOS GRAMATICALES


 |  
ÁLEX GRIJELMO (EL PAÍS.COM, ESPAÑA)

La lengua se aleja a veces de la vida, y eso facilita muchas paradojas.

La vida y la gramática se parecen pero no son lo mismo. Por ejemplo, una cebra mantiene su género femenino aunque se trate de un macho. Lo mismo sucede con una ballena, una ardilla o una jirafa. En cambio, el topo puede ser una hembra, igual que un moscón o un ratón.
Las palabras terminadas en o tienden a ser masculinas; y las que acaban en a, femeninas; pero existen transgenéricos: «la mano», «el día», «el mapa», «la radio», «el programa», «el pediatra», «el guardia», «el atleta», «la contralto», «la soprano»… Y los sexos biológicos son dos; pero los géneros, tres (masculino, femenino y neutro).
Si decimos «los jueces», que es masculino, eso abarca a los jueces y a las jueces. Si decimos «la judicatura”, que es femenino, también. «La persona» representa en femenino a mujeres y hombres, mientras que «el ser humano» lo hace en masculino, con el mismo resultado.
[…]
Leer más en elpais.com

ACADEMIA CUBANA DE LA LENGUA


Homenaje de la Academia Cubana de la Lengua a insignes estudiosos
Santiago de Cuba, 20 ene (PL) Un homenaje a los insignes estudiosos Vitelio Ruiz y Eloína Miyares devino la conferencia impartida hoy por Nancy Morejón, presidenta de la Academia Cubana de la Lengua, durante el XIV Simposio Internacional de Comunicación Social.
Morejón reconoció los aportes de ambos investigadores en el cuidado del idioma español en Cuba y al frente del Centro de Lingüística Aplicada (CLA), que durante cuatro décadas ha sostenido una meritoria labor entre estudiantes, profesores y el resto de los hablantes.

La también relevante poetisa se refirió a los vínculos entre la literatura, la lengua y la tradición oral, los cuales se integran en la eterna búsqueda de la condición humana y son ineludibles en la propagación del conocimiento cultural y el fortalecimiento de la identidad de los pueblos.

Hasta el próximo viernes se dan cita en esta ciudad especialistas cubanos y de otros 21 países, con indagaciones acerca de lenguas en sus nexos con el arte, la etnología y el folclor, la educación, la medicina y los medios de difusión masiva, junto a las variantes extranjeras y computacionales.

Una conferencia acerca del estado del arte sobre corpus lingüísticos en Europa impartió la doctora Ann Bertels, de la Universidad de Lovaina, en Bélgica, mientras que mañana el doctor Anton Nijholt, de la Universidad de Twente, Países Bajos, expondrá en relación con el humor incongruente.

Desde 1987 el CLA organiza este evento, con el coauspicio de universidades y otras instituciones cubanas y de Europa y América Latina, en un empeño por tender puentes por encima de barreras geográficas e idiomáticas y en pos de un mejor entendimiento entre los seres humanos.

pgh/mca
Se procura um serviço de máxima qualidade e profissionalidade, podemos ajudar-lhe